Guinardó

Overview

Mapa

Descripción

Historia

Aunque la historia haya dotado al Guinardó de una entidad propia y rotunda, lo cierto es que actualmente este barrio se presenta como un espacio desigual y algo indefinido, que funciona como área de transición entre los barrios de clase media típica del centro de Barcelona —como Camp de l'Arpa, Sagrada Família y Gràcia— y la primera línea de arrabales más populares de la ciudad —Vilapicina, Congrés-Indians, Navas—.

El conjunto es atravesado horizontalmente por dos grandes ejes: la Ronda del Mig, el gran cinturón viario que a su paso por el barrio recibe el nombre de Ronda del Guinardó; y la Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat, también una importante vía de circulación rodada que ejerce, además, de discreto eje comercial.

El corazón geográfico del Guinardó está centralizado por dos grandes complejos de equipamientos: el Hospital de Sant Pau y el recinto del Torrent d'en Melis. El Hospital de Sant Pau (Dirección Sant Antoni Maria Claret 169-171), una de las obras cumbre del modernismo catalán, fue proyectado en 1901 por Lluís Domènech i Montaner. Construido sobre un solar equivalente a nueve manzanas de eixample, está formado por un conjunto de pabellones médicos y administrativos, aislados y ajardinados en la superficie y unidos por túneles subterráneos. Pero además del valor arquitectónico de su sede histórica, el Hospital de Sant Pau es uno de los centros sanitarios más importantes de Barcelona. En 2003, se inauguró una novísima sede para el hospital en la parte alta del recinto y desde entonces los pabellones modernistas han ido quedando liberados para actividades de docencia, investigación y culturales, aunque el destino definitivo de esta joya modernista es incierto. El nombre oficial de este complejo sanitario es Hospital de la Santa Creu i de Sant Pau.

La finca del Torrent d'en Melis es el recinto delimitado por la Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat, la calle Telègraf, la Ronda del Guinardó y la calle Cartagena. Este espacio reúne en su interior varios equipamientos, entre los que destacan el Centre Cívic Guinardó (Dirección Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat 136-140) y los campos deportivos del Poliesportiu Municipal Guinardó-Torrent d'en Melis (Dirección Telègraf 31-45) y el Complex Esportiu Municipal Guinardó (Dirección Ronda del Guinardó 131), más conocidos como el Martinenc. Antiguamente este territorio era atravesado por un torrente y en él se asentaban dos de los grandes caserones del viejo Guinardó: los laboratorios Ravetllat-Pla (Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat 114-132), un edificio noucentista que todavía se conserva en medio de un bello jardín, y el vivero de jardinería Can Planàs, ocupado en la actualidad por el centro cívico del barrio. La parcela, que también acoge la Parròquia de la Mare de Déu de Montserrat (Dirección Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat 144), desciende bruscamente desde la Avinguda de la Mare de Déu de Montserrat hasta la Ronda del Guinardó y la parte alta se convierte en un balcón que brinda una de las vistas más espléndidas de Barcelona.

Como suele ocurrir en las inmediaciones de los grandes equipamientos, las calles que circundan al hospital y al área del Torrent d'en Melis son vías solitarias y sin apenas atractivo. Los dos complejos ejercen, además, de separador entre el núcleo histórico del Guinardó, que se despliega en el lado derecho, y el Baix Guinardó, que se extiende a la izquierda de la calle Cartagena. En las inmediaciones de la colina del Carmel, se encuentra la zona de Can Baró, un tercer sector con personalidad propia que gira en torno a la Plaça de Can Baró. Los tres sectores están considerados administrativamente como barrios autónomos.

  El centro del Guinardó

  El Baix Guinardó

  El barrio de Can Baró